PARA EL QUE PIENSA QUE EL MUNDO SE ACABARA


Cuando camines lleno de pesar, habras de perseguir las ilusiones pasajeras. Atribulado y agobiado no encontraras paz y tu alma sera como el desierto desolado. Vagaras sin rumbos como loco y amargado desearas ver una sonrisa, pero jamas la hallaras en el terrorifico pensar de que todo lo que te rodea se acabara. Piensa bien, de que vale darle tanta importancia a todo lo que tu no pediste que fuera creado? Entonces, de ser asi, piensa esto tambien: No deberia dar gracias a Dios por nada, si pienso que el me esta arrebatando el mundo que me dio. Fijate bien, seria hipocrecia decir: Gracias Dios mio por tu amor, cuando al dia siguiente lamentare que el mundo que piso se esta yendo a pedazos solo porque parece acabarse.

Piensen bien, que todo en la vida busca renovarse. Es acaso la tierra que pisamos menor que nosotros? Merece menos ella, que en su intento de cambiar y restaurarse no puede simplemente porque hemos construidos enormes monumentos y edificios sobre sus cimientos y ahora, cuando ella erupta, pagamos las consecuencias de cosas malas? NO, jamas sera asi ya.

Si queremos ser justos con los que viven, tambien la tierra vive. Dios ha preparado un final para cada cosa. Si todo se viene abajo en algun momento, que podemos hacer? Lloriquear y lanzarnos a dar gritos de miedo y espanto porque la hora de Dios se acerca? El dia temible ha llegado y estamos condenados? Pues bien, no quiero parecer grosero, pero mas que una estrategia, yo diria que, Dios prueba precisamente a sus hijos con estas calamidades y caoticas situaciones de la naturaleza para reconocer a los cobardes que huyen despavoridos y asustados de su presencia amorosa. Les dire que, hagamos un trato. Fijense, yo no me acobardo, pero eso no implica que este bien o sea justo frente a Dios. Una cosa si es segura, intento evitar jugar a los dados con Dios. No me pongo a tentar las opciones que tengo entre amarle y dejar de amarle. Pero tampoco lo hago por apuros, si no porque ya lo he entendido.

No amamos a Dios porque le tengamos que tener pavor o espanto, le amamos porque es nuestro Padre y creador y yo me lleno de gozo y sonrio cuando se que tal poderosa fuerza me ha dado una razon para saber que existo y que vine brevemente a este mundo para amar. Una vez haya finalizado dicha mision, podre elevarme de nuevo. No he perdido nada, no he sido amenazado a creer en Dios por el hecho de que hay un infierno al cual pude haber ido. Es cuestion logica. Cuando vas a un examen, tendrias mas probabilidades de pasarlo si le tienes confianza al profesor y si te mantienes relajado y seguro de ti mismo, que si empezaras a entrar en shock y a sentir miedo, terror o imaginarte el examen como la cosa mas horripilante que hayas tenido frente a ti. Cuando eso pasa, no lo estas enfrentando, estas huyendo. Entonces es cuando el examen te ve a ti como victima. Pasa lo mismo con la fe, mientras mas confias en ti que puedes lograr conquistar tus temores y llenarlos de paz, amor y Dios, entonces habras entendido que no hacia falta huir, solo estar ahi y seguir disfrutando el amor de Dios a traves de cada detalle que se te ha brindado, aun sin importar las guerras que se te den en tu entorno. el pesimista puede ser capaz de ver en medio de un bosque verdoso, al unico arbol seco y decir, ahi ya no se puede hacer nada. Por lo contrario, con el optimista se entiende otra cosa: puede haber un solo arbol verde y alrededor toda un montaña aniquilada de arboles secos y decir, aun veo la esperanza renacer en ese arbol adornado de la belleza de su persistencia. Pues queria vivir.

Quien desea vivir, no piensa en cuando el mundo se acabara, ni si las señales de los tiempos se estan aproximando. Quien desea vivir, aprende que la vida es en Cristo y que el mundo era solo una prueba mas necesaria para establecer el orden de lo que se inicio con un objetivo: amar. Por que ahora queremos pretender darle el sentido al orden de todo cuanto es creado como si fueramos la mismisima mano de Dios? Yo no soy el responsable de anunciar si se acaba el mundo, la tierra en su dolor me lo dice bien claro, pero mi mente no tiene porque perturbarse con nada, porque camino en la fe y el amor que he aprendido de Dios mismo para con mis hermanos, todo aquel que me rodea. Si pierdo de enfoque este amor, me sentire nervioso y me agitare como un loco por todas las calles anunciando el apocalipsis y el terror que se aproxima. No soy quien para juzgar a la humanidad. No conozco el mas alla y ni siquiera se de que modo sera mi juicio. Una sola cosa se, de Dios me sostengo, primero porque lo disfruto y segundo porque no le debo menos a alguien que se ha interesado tanto en darme una breve oportunidad de existir. Asi que, dejen el espanto que se anda propagando por la tierra y en vez de llevar a la ruina lo poco que queda de esta tierra elevando el caos y los conflictos sociales, asi como los espirituales, prediquen la felicidad, la paz, el amor de Dios, la unidad, la oracion y alegremonos juntos porque Dios es lo mejor que nos ha pasado a todos...a todos sin excepcion. Alabado sea por Siempre su Nombre y su Gloria. Amen.

Comentarios

Publicar un comentario

Entradas populares