NOCHE DE APRENDIZAJE...


Estaba en la cama esperando por algo...pero no lo recordaba. Me fui en carretera abajo durmiendo. Estaba cansado del trabajo. Nueve horas de pie. Llega mi hermana y me despierta. Que nos vamos para la disco tal. Es su cumple. Empiezo a recordar. Un tumulto de mujeres se preparan en la misma casa. Poco acceso disponible al bathroom. Espero. Una vez cambiados everybody, nos montamos en un taxi y arrancamos. El camino fue para mi algo silencioso. Tanto que no se lo esperaban de mi. Que tenia algo raro. Llegamos a la tal disco. Identificaciones en mano. Ningun problema. La entrada gratis. Solo dos dolares por dejar abrigos ahorcados de una percha. El escandalo es tremendo. Super tremendo. Las mujeres de la disco sirven. Una morena me deja loco con sus meneos y su cuerpazo bronceado con su carita de yo no fui como dice el regueeton. En fin, lo paso por alto en menos de un minuto. Me concentro en lo que hare. Me quedo de pie y el mundo entero se sienta porque ya no hay suficientes asientos de los que reservaron. Por eso me temia pagar treinta malditos dolares. Anterior a esta fiesta, habia pasado por una decepcion parecida. Por eso me asegure bien. En todo ese tiempo de pie sin que nadie dijera, ven acercate. Un trago llego despues de una media hora a mis manos. Observe que venia de mi hermana. Perfecto. Asi empece. Entonces, empezaron a bailar sin mi. Por lo regular yo solia hacerlo primero. Pero sudaba tanto que, para el final, ya estaba muerto y las mujeres calientes, ahi era que buscaban bailar de a verdad. Notando esta subliminal enseñanza, me percate de otro ritmo diferente al acostumbrado. Evolucione. No baile hasta tener cuatro tragos sobre mi cabeza y, para colmo del cuento, una chica del grupo me jalo a la pista al verme tan aburridamente dramatico. Eso ocurrio a las tres y quince. Baile lleno de energia, vivi y no vivi. Me acuerdo de ciertas cosas cuando tomaba. Las mejillas se me sentian caidas, como sonrojadas tambien y la lengua me pesaba. El efecto del alcohol me aviso que me estaba dando durisimo. El vodka es una vaina degracia. Asi que me puse a sudar alcohol y ya para las cuatro y cuarenta de la morning, estaba aperisimo. Fotos, bulla, gozadera, diversion, mi hermana alegre y happy que no es lo mismo despues de unos tragos...todo el mundo se sintio bien. Y esa fue la noche de la parranda, cuando al salir de la disco, una que tenia unas semanas que habia roto con su novio taxista, le vio venir de repente. To el mundo se sorprendio...menos el implicado de la llamada. Esa noche empezo una cosa que se le llama amor entre los dos, nadie sabe por que exactamente, pero si sabemos que ella estaba borracha de vodka y el, borracho de pasion...asi nacio aquella historia de amor nocturno y yo termine aprendiendo algo nuevo: que los ridiculos bailan primero y los inteligentes despues. He aqui una foto de aquel recuerdo fugaz...

Comentarios

Publicar un comentario

Entradas populares